Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de septiembre, 2013

150 palabras: Tan diferentes... tan iguales.

Ser un pepino no era fácil en un mundo de cerezas. Ellas tan rojitas, redondas, con armónica forma y textura.
Ser alargado, verde e irregular no ponía la cosa sencilla, resultaba complicado pasar desapercibido.

La angustia de ser diferente hacía al pepino pasar mucho tiempo escondido en un armario.  

Y allí, en soledad, se apartaba del resto, pero no conseguía calmar su ahogo; en ocasiones lloraba de tristeza.

Un día una cereza pequeña, que encontró aquel armario, abrió la puerta y halló al pepino entre sollozos.

Tomó su mano y le sacó de allí; le explicó que en el mundo habían muchas frutas y verduras y todas aportaban vitaminas, fueran verdes, rojas o amarillas y tuviesen la textura que tuviesen.

Aquel día el pepino se dio cuenta de que en la variedad está el gusto, y pudo vivir en el huerto sintiéndose de nuevo como pez en el agua.


                                     --------------------------------------------------------------



150 palabras es una entrega dominical, creada por Marta, (Di…

¡¡¡ Cuidado hay un virus 2.0 altamente contagioso !!!!

Miércoles Mudo 56. Ingeniando medios de transporte compartidos.

7 Días, 7 sonrisas. Continuamos riendo.

1. Estábamos mi hermana y yo hablando de "Mojitos" y Grommy dice: pues yo he visto una "polilla"2. Grommy: No mamá, Tadeo Jones no es albañil, es "ogrero" 


3. Pequete: Grooomyyy, otro nene me quiere quitar la pelota.
Grommy: Ven: yo te protejo. 

4. Pequete subiendo se encima de la fuente del Parque.Mamá: Pequete, ¿ Porqué vuelves a subirte ahí, si ayer te caiste del mismo sitio? 
Pequete: Mamá, porque soy un chico. ( Claro, eso explicaria muchas cosas)
5. Grommy y Pequete jugango a tenis Pequete: Ay que no me sale.
Grommy: Es que  tienes que escuchar a tu corazón. Nos ha salido peliculero, éste.6. Pequete: Grommy, Grommy, yo soy el policia y tu eres el bueno: " alto policia te llevo a la cárcel"Desde qué vió en algún zaping de la tv alguna manifestación tiene un mal concepto de la policia, y no me extraña.
7. Pequete: ¿ Mamá ya estas "güena? 
Mamá: No aun me duele un poco la tripa.
Pequete: ¿En cuantos minutos estaras güena?
Si es que tiene razón la …

Miércoles Mudo 55. Retomando mis quehaceres.

Naufraga entre dos mares....

Desde mi parcela...


Veo lazos hermosamente fundidos a través de la palabra.
Veo risas y angustias compartidas.
Veo frases que contienen el término amigo.
Leo consignas enredadas que no explican del origen.
Tantas y tantas veces deshubicada. No comprendo donde esta el comienzo, donde se haya la evolución.
Río y siento en historias comunes. 
Pero no soy parte de nada, nada me vincula a aquello tan profundo. 
Nada me entrelaza de modo inexpugnable.
Solo soy una observadora de emociones... desde mi parcela. 

7 días, 7 sonrisas. Recopilación del verano.

Después de un mes sabático de sonrisas, aquí os dejo las que ido apuntándome

1. Estábamos comprando y al pagar veo que Pequete está masticando chicle y pienso: ya me ha vuelto a meter este la mano en el bolso.
Saliendo ya del súper le digo:
M- Pequete, no me gusta que me cojas cosas del bolso sin avisarme.
P- No es de tu bolso
M- ¿ Qué?, ¿ de dónde lo has sacado?
P: Pues de donde va a ser.... Lo he comprado.
¡Madre del amor hermoso!! este hace la compra x su cuenta, sólo que no lleva dinero. Cualquier día nos enchironan :-)

2. Pequete siempre que ve que su hermano tiene algo y el no, reclama:
¿Y mi peonza que?
¿Y yo que?
 Me encanta q no se conforme.

3.  Conversación Grommy/Pequete:
Grommy: Fish.
Pequete: Pis.
Grommy: Fish, se dice fish. Con F.
Pequete: Pis.
Grommy: Que noooo con la F.
Pequete: Pis con la F.
Grommy: Noooo fishhhh, con la F.
Pequete: Mear, con la F.

4. Pequete: Mama espera. M- ¿ qué quieres? P:-Toma. M(Piensa): Pero este que me da, que no veo nada. P: Que se te olvida …

No te alejes de mamá, no te vaya a llevar un señor malo...

Soy miedica, exageradamente miedica, extremadamente miedica.
Tengo un instinto te protección excesivo, casi enfermizo.

Es el mismo instinto de protección el que hizo que no soltase a Grommy de la mano hasta los 18 meses ( cuando él era perfectamente capaz de andar, ya que jugaba al fútbol de pie desde los seis meses, cogido claro :-)), el que me hace temer que mis hijos caminen a más de 10 m de mi persona.

Tengo miedo a que corran sin control, obviando los garajes que tienen acceso a través de las aceras. Tengo miedo a que salten en las camas por si se caen de cabeza, que suban a sitios peligrosos...
Pero si hay algo a lo que tengo un miedo atroz es a que alguien se lleve a mis polluelos. 
Lejos de mi solos sin protección, abandonados a su suerte a manos de un desaprensivo.

Y es por eso, que desde que medio tienen uso de razón, más o menos sobre los 14 meses, les voy advirtiendo de los extraños; de que hay gente buena, pero que también hay gente mala que le gusta llevarse a los niños p…

Miércoles Mudo 54. Al coleeeeeee!!!

Cagüen Benito Chulito y la madre que lo parió!!!

Veis, si es que aunque no quiera me hacen decir improperios....

¿Habeis visto el anuncio de Cuetara Flackes, en que un monstruo / galleta instruye a nuestros hijos en el buen gusto y mejores modales? ( léase en modo sarcasmo)

Pues el individuo en cuestión ha tenido a bien visitar mi hogar e instalarse sin permiso, así a pelo.

Así que mis retoños, a los que desde el día en que nacieron, voy intentando ( dentro de lo posible) inculcar algunos valores, han sido poseídos por el " y tu que miras" y el " para chulo mi culo" que tan alegremente va derrochando el monstruo de las narices.

Yo no soy la reina de los buenos modales, y los tacos salen de mi boca de manera natural.
Pero eso sí, siempre a modo de exclamación ( véase: coño, joder, etc), lo que no me gusta es que se utilicen las palabras para ofender al prójimo.
Igual me da que se diga hijo de puta o tonto si la intención es hacer daño, eso es lo que no me gusta.

No estoy hablando de decir "palabros malsonante…

Miércoles Mudo 53. Tan cerca...

Mi susto / aventura: ¿casualidad o destino?

Mis enanos y yo somos usuarios habituales del metro, como muchos sabéis, no conduzco.

Ahora en vacaciones más, madrugamos menos y si queremos ir a casa de la abuela, papá no nos lleva. Aunque si que suele recogernos habitualmente.

Pero el pasado viernes nos llamó papá para decirnos que cogiésemos el metro y fuésemos adelantando la maleta para el finde, cuando él llegase saldríamos pitando. De modo que así lo hicimos.


Llegamos a nuestra parada habitual pero esta vez para coger el metro de vuelta, esto menos habitual.
Bajamos por el ascensor y nos sentamos a esperar nuestro metro.
Solo tardó unos segundos en venir.

Nosotros ya tenemos una técnica para subir y bajar ya que me da pánico que podamos tener algún percance, de manera que tengo a todos los miembros usuarios del metro adoctrinados con lo que hemos de hacer.

Primero entro a Grommy y sin a penas soltarle la mano, Pequete y yo estamos entrando. Todo esto en cero coma para que no nos pille si quiera el pitido del cierre de puertas.

Y un huevo!!!

Este post me va a costar un poquitín escribirlo, por que esta historia me pasó hace ya 5 años y pico. O lo que es lo mismo, cuando estaba embarazada de Grommy. Así que entre mi poca memoria y que ha pasado muuucho tiempo voy a ser breve.

Bueno pues.... al lío.

Rondaba el año 2008  finales de enero serían, me quedaban días para dar a luz.
Y aunque dicen que el embarazo y agudiza el ingenio ya que el cerebro comienza a prepararse para ser más multimedia que nunca; para mi que en mi cerebro se había instalado el sr pez y su escasa memoria y el sr. olla y sus idas ( que por cierto se instalaron para siempre convirtiéndome en una madre de las que están pa allá)

El caso es que se acercaba la hora de cenar y como se había hecho tarde y me apetecía poner huevo hervido en la ensalada, pensé ( bueeennooo.... pensé, pensé, pensé más bien no pensé) que si lo metía en en microondas ahorraríamos tiempo.

Papilín me dijo, ¿pero que haces?, a lo que yo repuse: nada meter el huevo en el microondas, qu…